Un sandwich resuelto

enero 20, 2006

Hoy no tenía ganas de salir a comer, ni de preparar nada interesante, así que rumbo a casa llegué a una panadería y compré algunos fiambres y pan francés, para hacer unos panini con lo que primero encontrara en la nevera.

Por cierto, compré por puro snobismo la nueva presentación del Cheez Whiz: un sobrecito que trae unos gramos, por Bs. 500. Si, soy muy prosumer cuando veo tonterías como esa, aunque tenga un cuñete en la cocina, pero la idea de servir los sandwichs con un sobrecito de CW al lado me pareció estupenda.

Bueh, a la receta: un sartencito plano y pequeño, aceite de maiz y un toquecito de margarina en buen fuego. Al calentarse, casco un huevo y lo pongo a freir entero (O ), y coloco en la clara un poquito de cebolla emance para que se funda en la proteína coagulada. Sal y pimienta, y algún queso fuerte rallado. Encima pongo una rebanada gruesa (si, yo soy de los que me gusta comprar los embutidos gruesos, a menos que sea para una fiesta) de jamón ahumado, de ese que sobra como los panetones en esta época, otra rebanada de queso gouda y una tirita de tocineta.

Cuando el queso comienza a derretirse, entonces es que ya está: lo sacas cuidadosamente, y lo colocas en un trozo de canilla o en un pan francés grande para panini como el que compré hoy, con unas gotitas de worcestershire. Lo sirves con el sobrecito de CW, y listo.

Mi esposa que es tan especial, no gusta de la yema de huevo a término medio. Por eso el de ella fue un pelo distinto: sin cebolla, el huevo frito volteado (hecho de lado y lado), con jamón, gouda, tocineta y queso “de año”.

Por supuesto, el maridaje ideal es una cocacola bien fría. Y que la pasen bien esta noche.

Anuncios

2 comentarios to “Un sandwich resuelto”

  1. protheus Says:

    Sí, los sobrecitos en cuestión son algo snob pero irresistible.
    ¿El sandwich? Lo probaré…

  2. natalia Says:

    hayyyyyyyyyyyyyyyyyy que pereza no te da pena estar hable y hable de un estupido comentario piensa existen cosas mas interesantes quieres que te cuente ono…
    mira cuando tenia nueve años mi papa me regalo una muñeca que tenia cara de flor la conserve con mucho cariño durante todo el tiempo pero cuando cumpli los diez,, la heche de menos y se me olvido ,,,, un dia cuando llegue a mi casa la muñeca que por rarto havia ocupado el cajon de los checheres estava sobre mi cama y tuve que acariciarla lo raro es que sus petalos se havian cerrado completamente hasta tapar su carita……..


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: